8 de septiembre de 2017

Aprovechando sobras unas samosas


Aprovechando lo que sobró en un par de comidas prepara unas deliciosas samosas


Aprovechando sobras unas samosas

Esto de hoy, es una forma de no tirar sobrantes de comida, aunque a veces, como me dicen en casa, salen más caros tus aprovechamientos que tirar las sobras, y es verdad, tan solo a veces, y hoy no es el caso.

Una rodaja y media de morcilla de autor o lo que es lo mismo, morcilla de arroz de Burgos, frita, pero de autor, que ya no es lo mismo, casi es pecado no aprovechar ese resto. Unas lonchas de mortadela de Bolonia fantástica que ya no aguanta ni un día más en la nevera, y una pera bastante madurita, de las que cuando la pelas te chorrean hasta los codos.

Ingredientes:
  • 1 ½  rodaja de morcilla de arroz frita
  • 3 lonchas de mortadela de Bolonia
  • 1 pera madura
  • mantequilla
  • 1 cucharita de harina
  • leche de coco
  • masa filo

Paso 1.

Primero salteo en la mantequilla la pera troceada. Añado la morcilla  y el fiambre muy picado. Un par de vueltas para que se mezcle bien todo.  Ahora la harina que dejo se sofría con el resto de los ingredientes. Cuidado con la harina, cuando digo una cucharita es una cucharita, no quiero que el relleno de estos crujientes o samosas, sea pasta para croquetas.

Paso 2.

Toca la leche de coco para ligar bien todos los ingredientes. Dejo cocer unos minutos y listo. Que enfríe un poco.

Paso 3.

Solo falta preparar las samosas. Corto tiras de la masa de unos 8 x 20cm. Cada tira con tres capas de filo. Pinto cada hoja de filo con mantequilla derretida. Coloco en un extremo una generosa cantidad del relleno y pliego la parte de la derecha como si fuera un triángulo. Voy plegando la masa manteniendo la forma de triángulo hasta llegar al final de la masa cortada. Si me sobra masa de largo, que en alguna me ha pasado, corto a ras y listo.

Aprovechando lo que sobró en un par de comidas prepara unas deliciosas samosas


Paso 4.

Bien pintadas con huevo están listas para entrar en el horno, a 180º, hasta que estén bien crujientes por los dos lados.

También se pueden freír, quedan igual de ricas pero algo más aceitosas. Personalmente las prefiero al horno.


Y ya está, plato terminado, bien aprovechado y bien rico.

Aprovechando sobras unas samosas

3 comentarios:

  1. El reciclaje es bueno y necesario ,como esa maravillosa morcilla de burgos y si es de autor con más razón,y en un plis-plas has preparado un plato maravilloso
    Que rica que tienen que estar¡¡¡
    Feliz fin de semana y besitos¡¡

    ResponderEliminar
  2. Voy a mirar que no me haya caducado el paquete de masa filo que tengo en la nevera....me lo has recordado...ainssss

    ResponderEliminar
  3. que maravilla de samosas ¡¡¡ tienen que estar de vicio ... besotes

    ResponderEliminar